Crónica seleccionada por ADAPA Canarias:

PROFOR Canarias: Crónicas del Paisaje. ” El cerdito albañil hizo trampas! Referenciado: 30/04/2016.

  En ADAPA Canarias, estamos convencidos que debemos cambiar de cuento… Por eso nos sumamos a la reflexión que plantea esta interesante crónica sobre el paisaje.

¡Cuidado con el lobo!

CRÓNICAS DEL PAISAJE:

EL CERDITO ALBAÑIL HIZO TRAMPAS

Carlos

   El cuento de los tres cerditos no ha sido justo con tod@s aquell@s que creemos que otra forma de construir es posible…

   No es justo que los dos “cerditos bioconstructores” aparezcan como unos holgazanes por querer utilizar materiales naturales alternativos, más baratos y eficientes que el hormigón y utilizar su tiempo libre cantando y saltando.

  Las casas de madera son resistentes a terremotos y mantienen más tiempo la estructura en caso de incendio, que las de hormigón. Alrededor del 60% de los habitantes del planeta construyen con adobe… Se está fraguando una corriente arquitectónica global, que intenta utilizar los recursos  constructivos locales, para emplearlos de forma eficiente, sostenible y sobre todo, al alcance de tod@s.

  Los dos “cerditos holgazanes” disfrutan de su libertad. Lo que no dice el cuento original, es que el cerdito albañil se hipotecó hasta las cejas y no duerme por las noches pensando en lo que le debe al banco, que por utilizar barnices fenólicos, su madera emite venenos y no respira, es decir está muerta y al sellar las paredes con pinturas plásticas, éstas no transpiran y le crean un ambiente inhabitable. También parece ser, que el lobo está comprado por la potente Industria Cementera…

  Cuentos hay tantos, como “Cuentacuentos” dispuestos a contárnoslos. Si quieres leer una audaz historia alternativa, entra en: http://mascuentosilustrados.blogspot.com.es/2013/07/otros-tres-cerditos.html

  La madera procedente de bosques gestionados de forma sostenible es sin duda el mejor recurso constructivo que podemos imaginar.

Foto: Secadero de ropa en la “República Independiente de Christiania”,Copenhague-Dinamarca

 

¡CUIDA AQUELLO QUE CUIDA DEL PAISAJE!